jueves, 28 de abril de 2011

Las Grietas del Alma

"Y clamó Moisés al SEÑOR, diciendo: ¿Qué haré con este pueblo? Un poco más y me apedrearán. Y el SEÑOR dijo a Moisés: Pasa delante del pueblo y toma contigo a algunos de los ancianos de Israel, y toma en tu mano la vara con la cual golpeaste el Nilo, y ve. He aquí, yo estaré allí delante de ti sobre la peña en Horeb; y golpearás la peña, y saldrá agua de ella para que beba el pueblo. Y así lo hizo Moisés en presencia de los ancianos de Israel." (Éxodo 17 : 5 - 6 LBLA)

Todos tenemos heridas y cicatrices en nuestro corazón. La vida es dura con o sin Jesús, aunque en realidad no entiendo cómo mucha gente prefiere enfrentarla sin Jesús. Vivimos en mundo roto. Con personas rotas. Sueños rotos. Hogares rotos. Vidas rotas. Dolor, tristeza, máscaras, son nuestro día a día.

En la historia de hoy puedo ver el corazón agrietado de Moisés: "y Moisés clamó a Jehová". Millones de personas gritando y reclamando. Quejas, malas actitudes, desprecio. Porque después de todo, nuestra memoria también está rota:
  • Éxodo 12: Dios instituye la Pascua salvando a los primogénitos de Israel. 
  • Éxodo 13: Dios guía y protege al pueblo con columna de fuego en las noches y la Shekinah de Dios, la nube durante el día. 
  • Éxodo 14: Dios abre el mar para que su pueblo cruce en seco, y sepulta bajo las aguas cualquier amenaza futura de parte de Faraón. 
  • Éxodo 15: El pueblo canta con Moisés por la victoria obtenida y hace dulces para su pueblo las aguas amargas de Mara. 
  • Éxodo 16: Dios provee maná y codornices para el pueblo. 

Un pueblo con grietas en el alma. ¿Estaba Dios con ellos? Si. ¿Dios los abandonó en algún momento? No. ¿Abandonó el pueblo a Dios en algún momento? Si. Si lees los capítulos 14 y 15 verás regocijo y alabanza a Dios por el bien recibido. Pero en lo adelante, sólo hay queja, y sin miedo a equivocarme, la queja es una de las causas principales del agrietamiento. Cuando sólo importa lo que yo quiero o necesito, entonces nosotros nos convertimos en Dios y nuestro mundo se hace un desastre porque no tenemos la capacidad de ser Dios.

Cuenta una historia de un hombre muy incrédulo con una vida muy sombría. Negatividad. Depresión. A regañadientes acepta finalmente asistir a un retiro cristiano para caballeros y una dinámica lo puso en contacto con las grietas en su alma. Todos los caballeros fueron enviados a dar un paseo en el bosque y ponerse en contacto con la creación de Dios. Este hombre, amargo y seco, nunca levantó el rostro al caminar. Para su sorpresa, encontró un espacio que tenía cemento. Gris y agrietado. Siguió caminando y poco a poco comenzó a ver cómo de entre las grietas salía verdor. Dios le decía: Se que estás agrietado, pero yo puedo hacer que de entre tus grietas salga vida nuevamente.

Moisés golpeó una roca y Dios hizo que saliera la vida y hoy quiero decirte que la vida te ha golpeado, pero Dios puede hacer que HOY salga agua y verdor de entre esas grietas. El puede y quiere restaurar todo en ti, y en un abrir y cerrar de ojos, verás cicatrices en vez de grietas. Cicatrices que cuentan tu historia con Dios. Tal y como las cicatrices en las manos, pies y costado de Jesús. Cicatrices que hablan de amor. Cicatrices conservadas por Tomás, y por ti y por mi.

JUST SAYING!!!

Dios te bendiga,

Pastor D
David Pimentel
http://davidforgiven.blogspot.com
davidforgiven@gmail.com
@davidjustsaying
@adavidpimentel

1 comments:

Pastor D dijo...

Yamelly Pena - June 21, 2010 at 9:48am:
guao!!! ta bien chevere! me dejo pensando jiji

Jenny Benny - June 16, 2010 at 12:22am:
Amen!!! Wow me gustan mucho mucho estos devocionalez....porque tienen super buenos mensajez. Thank u Pastor D for sharing them with us :)

Suner Rojas - June 16, 2010 at 12:57am:
Amen!!!Y Amen!!! OMG!!!me Gusto muchisimo...Loco Megusta Mucho Donde Dise Un Pueblo con Grietas...Corazones...Eridos...;-) Megusta ese Titulo...mefacina...las grietas del alma...(Para Mi quiere desir un Corazon Con Muchas Eridas...)

Publicar un comentario